Pasó ya más de un mes desde el anuncio oficial del nuevo formato que tendría la Copa Libertadores 2017 en la que se conocía que Argentina tendría un cupo extra. A partir de ahí, comenzó todo un proceso para Atlético, el quinto mejor equipo de la temporada anterior en una virtual tabla general, que dirigentes e hinchas vivieron como un torneo aparte. Hoy, el club puede coronase “campeón”, en un campeonato paralelo.

El martes 27 de septiembre, la Conmebol confirmó que para la próxima edición de la Copa, el número se ampliaba a 42 participantes, cinco más que la edición pasada. Argentina, en principio, sería beneficiada con una plaza aunque los criterios de clasificación no estaban determinados. “En la Copa Libertadores no hay ‘invitados’. En los 11 países los cupos se ganan”, aclaró Alejandro Domínguez, a través de su cuenta de Twitter luego de que se corrieran rumores que los “históricos” no clasificados serían participados de la competencia.

El lunes 3 de octubre, el propio Domínguez confirmó que Argentina era oficialmente beneficiada con un cupo extra: la famosa “sexta plaza”. “Merecemos jugar la Copa por mérito propio”, no tardó en decir ese mismo día Mario Leito, presidente de Atlético.

Después de casi 10 días de especulaciones y durante los que Independiente también se candidateó para ingresar al torneo, el viernes 14 de octubre, la Conmebol parecía dar por terminado el tema. “El quinto equipo de Argentina ocupará ese cupo”, anunció el máximo organismo a nivel continental. Para jugadores e hinchas de Atlético y absolutamente todos los medios nacionales y hasta internacionales, el “Decano” estaba en la Copa. Pero no.

Desde allí y como la Conmebol no había especificado el nombre del club de 25 de Mayo y Chile, comenzaron las interpretaciones sobre quién era ese equipo de Argentina. La lectura más importante y definitiva era la de Armando Pérez y la Comisión Normalizadora pero en la AFA se demoraron hasta hoy para dar su visión.

Hasta entonces, para Atlético no había dudas: de los 30 equipos de la 2016/17, Atlético tenía el quinto mejor puntaje. Independiente, con tres puntos menos que el “Decano”, exigía un desempate aduciendo que tal tabla general no existía.

Leito y Hugo Bermúdez, representante legal de Atlético en Buenos Aires, se movieron luego para evitar que la presión de Hugo Moyano, presidente de Independiente, surja efecto.

El 17 de octubre, trascendió la votación de la Comisión: había terminado 3 a 1 a favor del “Decano” y parecía que ya estaba, pero nuevamente no.

El jueves pasado, finalmente Pérez anunció -por primera vez- cuando sería el día en el que la AFA comunicaría su decisión: el lunes 31 de octubre. Y en el día de las Brujas, Atlético quiere consumar un verdadero mito.

Toviggino, el aliado de Atlético

El santiagueño Pablo Toviggino, presidente del Consejo Federal y ahora miembro de la Comisión Normalizadora, siempre se manifestó a favor de Atlético. “El reglamento es claro, Atlético ganó ese lugar y debe jugar la Copa”, expresó desde un primer momento.

Los otros votantes

Armando Pérez, el presidente, Javier Medín, el vicepresidente, y la abogada Carolina Cristinziano son los otros miembros de la Comisión Normalizadora de AFA que expresaron su voto para definir la sexta plaza de la Copa Libertadores. Según los trascendidos, Pérez había sido el único que votó en contra del “Decano” en un primer sondeo. Para el cordobés, ex presidente de Belgrano lo más justo para la resolución del tema era el desempate entre el “Rojo” y Atlético.

Aventureros con el desempate

Cuando la idea del partido entre Atlético e Independiente para dirimir la plaza era fuerte, algunos medios se animaron hasta con las sedes del partido que hipotéticamente disputarían: las provincias de Córdoba (estadio Mario Alberto Kempes) y Mendoza (estadio Malvinas Argentinas) fueron las mencionadas entre los rumores.

Guiños en el discurso

En la conferencia de prensa de AFA del jueves pasado, que se basó principalmente en las nuevas normativas de la AFIP, Pérez y Medín fueron consultados específicamente sobre el tema. “El lunes (por hoy) confirmaremos qué equipo jugará la Libertadores por la quinta plaza”, dijo Pérez. “Ya tenemos definido qué equipo la jugará”, agregó Medín. Quizás fue un anticipo o pisaron “el palito” ya que las palabras que utilizaron fueron una palmada para Atlético. ¿Por qué? Porque a lo máximo que aspira Independiente es jugar un desempate y en el mejor de los escenarios para hoy, sería el anuncio de dicho partido y no “el equipo que la jugará”, como dijeron los dirigentes. El único que equipo que puede saber si la jugará afirmativamente es el “Decano”.

Los chicos volvieron entre algodones

El equipo de la Sexta que jugó el sábado con Tigre y sufrió cobardes agresiones en el predio de Victoria, regresó ayer a la provincia con jugadores lastimados y con yesos por diferentes fracturas. Los acompañaron los planteles de la Cuarta y Quinta, que perdieron en sus partidos por 2 a 1 y 1 a 0, respectivamente. La sexta, antes de la suspensión , caí 2 a 1. En el complejo Ojo de Agua, el único ganador de la fecha fue el equipo de Jorge Artero en la Novena, por 3 a 1. La Octava cayó 1 a 0 y la Séptima, 2 a 0.