Entre sus grandes logros se proclamó campeón del mundo con los ‘Springboks’ ante la mirada de Mandela en 1995. En 2001 le habían diagnosticado esclerosis lateral amiotrófica (ELA).

Una triste noticia enluta al mundo del rugby. Joost van der Westhuizen, reconocido como uno de los mejores medio scrums de la historia de ese deporte, falleció a los 45 años víctima de la esclerosis lateral amiotrófica (ELA).
El genial Joost van der Westhuizen alcanzó la gloria en la Copa del Mundo de 1995 al alzar el título en su propia tierra, en la recordada final que Sudáfrica le ganó a la Nueva Zelanda de Jonah Lomu, por 15-12.
En 2011, Joost fue diagnosticado con el mal de Lou Gehrig, también conocido como esclerosis lateral amiotrófica, una enfermedad degenerativa de tipo neuromuscular, que hasta el momento no tiene cura. “Vivo cada día como si fuera el último”, comentó allá por 2013. Es que los médicos le habían pronosticado entre 2 y 5 años de vida.
Al enterarse de su enfermedad, el ex medio scrum creó la fundación “J9” para sensibilizar al gran público sobre este tipo de enfermedades. Con los Springboks jugó 89 partidos y apoyó 38 tries.
En 1998 ganó el torneo de las Tres Naciones (hoy conocido como Rugby Championship con la inclusión de Argentina) y ese mismo año alcanzó el récord de 17 triunfos seguidos, en ese momento compartido con Nueva Zelanda. Se retiró en 2003 luego de una carrera brillante. Internado desde el sábado, Van der Westhuizen falleció este lunes. El mundo del rugby lamenta su partida.

Una triste noticia enluta al mundo del rugby. Joost van der Westhuizen, reconocido como uno de los mejores medio scrums de la historia de la ovalada, falleció a los 45 años víctima de la esclerosis lateral amiotrófica (ELA).

El genial Joost van der Westhuizen alcanzó la gloria en la Copa del Mundo de 1995 al alzar el título en su propia tierra, en la recordada final que Sudáfrica le ganó a la Nueva Zelanda de Jonah Lomu, por 15-12.

En 2011, Joost fue diagnosticado con el mal de Lou Gehrig, también conocido como esclerosis lateral amiotrófica, una enfermedad degenerativa de tipo neuromuscular, que hasta el momento no tiene cura. “Vivo cada día como si fuera el último”, comentó allá por 2013. Es que los médicos le habían pronosticado entre 2 y 5 años de vida.

Al enterarse de su enfermedad, el ex medio scrum creó la fundación “J9” para sensibilizar al gran público sobre este tipo de enfermedades. Con los Springboks jugó 89 partidos y apoyó 38 tries.

En 1998 ganó el torneo de las Tres Naciones (hoy conocido como Rugby Championship con la inclusión de Argentina) y ese mismo año alcanzó el récord de 17 triunfos seguidos, en ese momento compartido con Nueva Zelanda. Se retiró en 2003 luego de una carrera brillante. Internado desde el sábado, Van der Westhuizen falleció este lunes. El mundo del rugby lamenta su partida.