Tucumán no supo definir lo poco que pudo generar y cayó de local ante el sorprendente Salta.

La posibilidad de una derrota a manos de Salta era bastante más concreta de lo que el orgullo tucumano podía aceptar. Las inconsistencias que venía mostrando Tucumán y la confianza que evidenciaban los “Mayuatos” hacían presagiar que el alumno venía dispuesto a rebelarse contra su maestro. Y así fue: por primera vez en 13 años, el seleccionado de “La Linda” vino, vio y venció.

El tablero final (25-20) en cancha de Universitario tuvo, para colmo de males, mucho de verdad y poco de mentira. Porque si bien la “Naranja” terminó atacando con toda la artillería y agarrándose la cabeza por un try no cobrado en la última jugada que podría haber sido el del empate o el de la victoria, antes de esos últimos minutos de frenesí, poco había hecho el equipo tucumano para merecer mejor suerte.

Lo mejor estuvo en los extremos: en el primer cuarto de hora, en el que tuvo la iniciativa y llegó al try por medio de Lucas Santamarina a partir de una pelota robada en el scrum; y en los últimos ocho minutos, cuando Salta ya había sacado una diferencia de 12 puntos en base a un juego prolijo, a una muy buena defensa y a la ya conocida efectividad de su ejecutor, Santiago Larrieu, autor de 20 puntos con el pie (marcó 50 en los últimos dos partidos).

En esta oportunidad, el desgaste físico no fue una desventaja con respecto al rival, ya que los salteños jugaron la misma cantidad de partidos durante el Regional. La diferencia pasó más por el mayor bagaje de experiencia acumulado en el equipo visitante frente a un Tucumán en proceso de reconstrucción.

Como siempre, las ganas estuvieron, pero faltaron otros aspectos, sobre todo entre el final del primer tiempo y la primera media hora del segundo. Entre ellas, una buena obtención, mayor efectividad y contundencia en el tackle, mayor eficacia en el line y en la circulación de la pelota. Y también algo de suerte, porque fue una de esas tardes en las que el pique de la pelota (y algunos fallos dudosos) favorecen al rival. Por caso, ese último try que Macario Villaluenga apoyó en la bandera, pero que el árbitro invalidó por entender que había pisado línea antes.

Tercer Tiempo

Buenos Aires, Salta y Cuyo definirán el Título Argentino

Las “Águilas” dominaban a Rosario (parcial de 43 a 22 a favor), pero levantaron el pie del acelerador y terminaron prácticamente pidiendo la hora en lo que fue triunfo por 43 a 36. La derrota de Cuyo frente a Córdoba por 32 a 21 (que le significó perder el invicto) permitió que Buenos Aires recuperara la cima de la tabla. En la 5° y última fecha, que se jugará el próximo sábado, se definirá quién será el campeón. Luego de su triunfo en Tucumán, Salta quedó con la posibilidad de ganar su primer título en caso de vencer a Cuyo y que Córdoba haga lo propio con Buenos Aires. Los “Naranjas”, por su parte, recibirán a Rosario, que vendrá a buscar el triunfo con bonus que lo salve de la promoción por la permamencia en la Zona Campeonato para 2017.

Se juegan las finales del Seven de la “Copa Prócer”

En Natación y Gimnasia se llevarán a cabo las finales del Seven que organiza la URT, donde está en juego la “Copa Prócer”, con la participación de nueve equipos tucumanos. La jornada comenzó el viernes y se jugaron los encuentros de fase clasificatoria, divididos en tres grupos: Zona 1: Universitario, Lawn Tennis y Lince; Zona 2: Natación y Gimnasia, Cardenales y Coipú; Zona 3: Huirapuca, Los Tarcos y Tucumán Rugby. Hoy desde las 18, se jugarán las semifinales y finales para definir a los ganadores de las copas de Oro, Plata, Bronce y Madera.